Bajan salarios en AFIP y paralizarán empresas

El titular de la AFIP, Leandro Cuccioli, dictó una disposición en la que disminuye en 0,65% el porcentaje de la recaudación con destino a la Cuenta de Jerarquización, de donde sale un plus salarial para todos los empleados del organismo. Desde el gremio Aefip ya convocaron a asambleas y una concentración en la sede central de la AFIP para el jueves, donde seguramente anunciarán un paro. Los jerárquicos de Upsafip amenazaron con cerrar al país desde las Aduanas. Los sindicatos también informaron que presentarán a la Justicia laboral para hacer respetar las condiciones de su convenio.

La Disposición 204/2018, publicada hoy en el Boletín Oficial, entregará en vigor a partir del 1º de agosto de 2018.

La AFIP respondió a los gremios que la alícuota sólo vuelve al nivel de la primera gestión de Abad, en 2002-2008. Luego Echegaray aumentó ese porcentaje y Abad lo disminuyó sin anunciarlo ni que se hiciera público. Según el organismo, “los sueldos de los empleados de AFIP siguen siendo muy competitivos”. Justifican su baja en que “es necesario liberar fondos para inversión”.

Desde el 1 de diciembre próximo, la Disposición fija en 0,60% el porcentaje de acreditación con destino a la “Cuenta de Jerarquización”.

Asuntos Constitucionales puso como condición al pedido de Bonadio que el juez envíe los fundamentos y solo se realicen en sus domicilios particulares y no en sus oficinas del Parlamento. El jueves se tratará en el recinto.

Los considerandos recuerdan que el Decreto de creación del porcentaje de recaudación para salarios establece que la “tendrá amplias facultades para asignar y redistribuir los fondos que le corresponden a proyectos, programas, tareas y actividades, así como para determinar la planta de personal, su distribución y la asignación de dotaciones a las distintas unidades del organismo y efectuar las inversiones que resulten necesarias para al mejor consecución de sus objetivos”.

También afirman que en febrero pasado se implementó un mecanismo de fijación automático y mensual del porcentaje de acreditación con destino a la “Cuenta de Jerarquización” en función de las modificaciones que se produzcan en el plantel de personal, tanto bajas como altas del mismo.

Y que desde el año 2009, la AFIP viene disminuyendo los fondos destinados para su funcionamiento operativo del 20% al 7,5% de su presupuesto y ha invertido anualmente en promedio menos del 1% del total de ingresos.

En tanto, asegura, los montos que surgen de la recaudación sobre los cuales se calcula el Fondo de Jerarquización del último trimestre del presente ejercicio contra el mismo trimestre del ejercicio anterior (abril-mayo-junio) creció más de un 33%.

Así, concluyen que es necesario equilibrar el presupuesto de la AFIP entre los gastos destinados al personal y aquellos que se destinan para el normal funcionamiento del organismo, realizar inversiones en infraestructura edilicia y actualización de sistemas informáticos; mantener un buen capital de recursos humanos; incrementar la capacitación del personal, y adquirir los insumos necesarios para el normal desenvolvimiento de las tareas asignadas al personal.

Los considerandos difieren de la fecha de vigor de la quita, al afirmar que será del 1º de julio, debido a que seguramente la Disposición se redactó antes de que el Ministerio de Trabajo dictara conciliación obligatoria en el conflicto que Aefip mantiene con las autoridades del organismo recaudador, período que ya venció, comentaron desde el gremio. Los empleados de la AFIP-DGI no firmaron todavía su paritaria, mientras que los trabajadores de la Aduana.

Guillermo Imbrogno, secretario general de Aefip, afirmó en un comunicado que “con desaciertos  constantes en su corta gestión, hoy suma un nuevo error al decidir violar el Convenio Colectivo de los trabajadores, error que no será pasado por alto el próximo jueves, donde los trabajadores de todo el país vamos a reiniciar nuestro plan de lucha en contra del ajuste y llevaremos adelante todas las medidas gremiales y legales en defensa de nuestro salario, nuestro CCT y del Organismo”.

“Con asambleas en cada dependencia del país, junto a la concentración en la Sede Central de la AFIP vamos a dejar en claro nuestro rechazo al ajuste de Cuccioli. Este acto dispositivo no solo viola el art.168 del Convenio, incorporado en el año 2008, sino que viola principios elementales del derecho laboral como el principio de progresividad y de intangibilidad del salario, lo cual será reclamado por la vía judicial salvo que el Administrador desista de este accionar arbitrario”, enfatizó Imbrogno.

Por su parte, el Secretario General de la Unión del Personal Superior de la A.F.I.P. (Upsafip), Julio Estevez (h.) cuestionó en un comunicado la medida que, según afirmó, “redujo el sueldo de los trabajadores de la repartición. Es inadmisible que en plena discusión de paritarias la patronal salga unilateralmente a reducir los haberes de los empleados del principal órgano recaudador del país mediante disposición administrativa violando no solo las leyes laborales sino la intangibilidad del sueldo del empleado público protegida por la Constitución Nacional”, aseveró.

Estevez manifestó  que “ya hemos dictado en estado de alerta y quite de colaboración en todo el país, y no se descartan medidas de fuerza como un paro general en la AFIP, al gobierno le decimos que se prepare para analizar cómo pueden reemplazar a los aduaneros porque el paro implica aislar al país del mundo ya que nada ni nadie puede entrar o salir por tierra agua o mar sin personal de aduanas, y al Ministro de Economía le pedimos que saque las cuentas si castigar a los encargados de recaudar  3,5 billones de pesos anuales es una política eficiente para equilibrar las cuentas públicas”.

El sindicalista prosiguió: “da pena que la Administración Federal justifique su ineficacia de gestión ajustando a los mejores profesionales del Estado nacional, nosotros trabajamos con pasión, no cobramos horas extras, y pagamos nuestra capacitación de nuestro bolsillo para estar siempre actualizados y ser más eficientes. Es un cachetazo en la cara de todos los empleados de la Casa que a esta altura del año no se hayan cerrado las paritarias, con lo cual no solo no hemos tenido un centavo de aumento sino que además unilateralmente nos reduzcan por Disposición Administrativa el sueldo en forma arbitraria y absurda, mientras por atrás se contratan asesores por cifras millonarias y se da el control de la base de datos de la AFIP a los dueños de las empresas de información privada. Está claro que el fuerte de esta Administración Federal no son ni la ética ni la razonabilidad”, remarcó.

Por último, el gremialista concluyó que “se presentaron como funcionarios abiertos al diálogo y comprometidos con la gestión, los apoyamos y les llevamos propuestas y en los hechos nos defraudaron y nos degradaron, lamentablemente todo esto no será ni positivo para el rumbo de la economía ni para nadie, desalentar al recaudador es la mejor forma de llevar el país a la ruina”.


Artículos Relacionados