Bonos que ajustan por inflación profundizan rally

El rally de los bonos atados a la evolución de la inflación (CER) no arrancó ahora pero viene tomando nuevo impulso. Desde noviembre que estos títulos registran fuertes subas que llevaron a ganancias del 12% en el caso del Boncer 21 (TC21) y cerca del 10% en el Discount Pesos (DICP). En el primer caso, la compresión de spread es del orden de 355 puntos básicos, rindiendo actualmente 3,30% más CER desde los 6,85% previos. En el segundo, el bono pasó a rendir 4,5% más CER, desde los 5.75% previos al rally, reduciendo su spread en 123 puntos básicos en ese período.

Para los analistas del mercado, las causas de este rally van desde el cambio de metas del BCRA, la suba del dólar en diciembre y el cambio de expectativas de inflación para este año, entre otros factores.

Por su parte, Federico Furiase, Director de Eco Go, Profesor en Maestría de Finanzas en UTDT y Estratega financiero en ARG Markets, señala que el rally de los bonos que ajustan por CER es producto del aumento de las expectativas de inflación que se reflejan en el mercado de bonos.

“Hay incertidumbre en torno a la capacidad de reacción del Banco Central con el instrumento de la tasa de interés para alinear expectativas de inflación hacia la meta del 15% y por ello es que vemos un desarme de posiciones de bonos de tasa fija en pesos hacia bonos CER. Por ello vemos el rally del bono CER consistente con más expectativa de inflación”, agrega el estratega financiero en ARG Markets.

Por otro lado, Furiase resalta que hay otro dirver que esta empujado a los bonos. “La suba de tarifas (sobre todo de transporte) y el impacto en precios la última suba del dólar. Con lo cual, estamos viendo movimientos protectivos en la curva corta de CER para capturar en el cupón ante la aceleración de precios”, cierra el economista.

Finalmente, Furiase entiende que si BCRA limpia la incertidumbre del mercado en el comunicado de política monetaria de este martes en torno a su capacidad de reacción vía tasa frente a las expectativas de inflación arriba del 15%, el equilibrio de dólar mayorista en 19 pesos y Lebac corta en 27% en secundario activaría el carry trade.

Para Ramiro Marra, Director de Bull Market Brokers, “los bonos que ajustan por CER son bonos que compiten contra las Lebac y al comenzar al bajar las Lebacs, los bonos CER (que estaban baratos), empezaron a ajustar y converger con las tasas soberanas fijas de largo plazo que son las que proyectan la inflación a 2020”.

Mirando hacia adelante, el director de Bull Market Brokers destaca que “ahora hay que esperar al martes, cuando se defina la decisión de tasas para ver si bajan hasta 200 puntos. Eso es lo que actualmente descuenta el mercado allí habrá que tomar la decisión de seguir comprando CER o mantener posiciones que puede ser Lebac o CER o combinados”.

Alejandro Kowalczuk, Head Portfolio Manager deArgenfunds, resalta que extistieron varios factires que explican la suba de los bonos ajustados por CER. “Por un lado la inflación observada en diciembre (la cual se computa un mes corrido en el índice CER), que según el índice que elabora la CGT se ubicó en un 2,70%, y deja un efecto arrastre para enero que se suma a los aumentos en transporte público y energía. El dato oficial del INDEC se conocerá el 12 del corriente y esperamos que se ubique por sobre el 2% de variación mensual. Adicionalmente la devaluación de diciembre del 8% (según dólar BCRA 3500), con un traspaso a precios (pass through) que estimamos que será significativo”.

A su vez, el Head Portfolio Manager de Argenfunds entiende que el cambio en las metas de inflación también impacto.

“En términos sencillos, una meta de inflación menor implica un reacomodamiento a la baja de las tasas consistentes con este nuevo nivel, y si por otro lado se mantienen o revisan al alza las expectativas de inflación, esto genera que los títulos que ajustan por CER ganen atractivo en términos relativos. Cabe destacar también que esta modificación en las metas alteraría el piso de arranque en las negociaciones paritarias, con el impacto en costos y precios

que esto conlleva”.Por último, Kowalczuk agrega que el REM de diciembre mostraron una suba de la inflación esperada para 2018 a 17% (desde 16.60% en el mes anterior), y esto sin contemplar aún el efecto en la suba del tipo de cambio y efecto pass through consecuente, motivo por el cual hemos cambiado nuestro escenario base de inflación hacia niveles de 19%.

Sebastián Cisa, Jefe de Mesa de Operaciones de Grupo SBS, destaca que “la mayor demanda de los bonos que ajustan por CER se dio claramente luego del cambio de metas de inflación, lo que llevó los rendimientos de estos bonos a niveles mas acordes con los nuevos objetivos. Sin embargo, Cisa resalta que por la manera en la que está operando, y con los niveles actuales de tasas de interés, el mercado hoy maneja sus propias metas de inflación, del orden del 20% anual, lo cual surge de comparar los rendimientos de los Bocanes (de entre 24 y 25% anual) con el rendimiento real de los ajustables por CER (entre 3,50 y 4,50% anual).”

Finalmente, Francisco Velazco, Jefe de Estrategia de Banco Mariva, coincide con el resto de los analistas respecto de las causas de la suba en los activos que ajustan por CER.

“Estamos de frente a un escenario de mayores expectativas de inflación y menores tasas reales, el activo favorito es los bonos que ajustan por CER que dan proyección a mayor inflación. En particular el Boncer 21 lo vemos caro contra la curva ya que esta priceando mas inflación de la que podemos ver, muy por encima de las metas renovadas e incluso por encima de un margen de esas metas renovadas”, señala.

Cronista


Related posts