CIPCAMI comenzó a trabajar en la línea base del proyecto Josemaría

Un gran proyecto de cobre duerme en Iglesia. Se trata del proyecto Josemaría, que tiene estudio de prefactibilidad completo, con resultados positivos.

Es por eso que, por indicación del ministro de Minería Alberto Hensel, se realizó una campaña de exploración para determinar y fijar los puntos de monitoreo ambiental a realizar.

Durante los días 19 a 22 de febrero, especialistas del Centro de Investigación para la Prevención de la Contaminación Ambiental Minero – Industrial (CIPCAMI) viajaron a Iglesia para la campaña.

La comisión estuvo integrada por Alejandro Gutiérrez, Javier Orellano y Valentín Rodríguez, con personal de la empresa Hidroar y personal del departamento de Higiene y Seguridad de la firma Deprominsa.

In situ se analizaron posibles puntos de muestreo con el criterio de realizar el monitoreo que permita tener el proyecto bajo total control cuando el mismo esté en etapa de construcción y luego explotación, y accesibilidad al lugar.

batidero

De este estudio surgieron los puntos más probables a considerar. El primero sobre Río Pirca de los Bueyes, aguas arriba del campamento. El segundo sobre el mismo cauce, pero 3,4 km aguas debajo de la garita de entrada.

El tercero ubicado a 500 metros de la bifurcación Josemaría-Los Helados. El cuarto punto sobre Río Bermejo previo a Río Blanco. El quinto punto de muestreo sobre Río Macho Muerto. El sexto sobre Río Macho Muerto previo Río Blanco y el séptimo también en Río Macho Muerto aguas debajo de Mogote Inca, debajo del proyecto Filo del Sol.

El gigante rojo

josemaria

Ubicado en el extremo noroeste de la provincia, sobre la cordillera frontal a 4.295 msnm, Josemaría es un proyecto porfídico.

Tiene recursos por 7,4 millones de libras de cobre; 7,4 millones de onzas de oro y 34,5 millones de onzas de plata.

La firma exploradora calcula un Valor Presente Neto (NPV – Net Present Value) de 2 mil millones de dólares, libre de impuestos y un 19% de tasa interna de retorno (IRR -Internal Rate of Return).

Se estima una vida útil de 20 años en la mina. Incluso, prevén oportunidades potenciales, como la recuperación de oro adicional de la tapa de óxido en Josemaría, aumentar las recuperaciones metalúrgicas, concentrar los grados con trabajo de prueba adicional y la exploración continua en el extenso paquete de terrenos de la compañía.


Related posts