La nueva iglesia de San Expedito tiene 40 % de avance

Un 40 % de construcción tiene la iglesia de San Expedito que se levanta en Bermejo, Caucete, a 105 kilómetros de la capital sanjuanina.

Visitó el paraje, el más importante del país dedicado al santo, y las diferencias con las imágenes de la obra de marzo del año pasado, cuando apenas se habían hecho los cimientos, saltan a la vista.

Una decena de trabajadores ya levantaron las paredes de ladrillón hasta los 8 metros, pero aún falta, ya que en algunos sectores la iglesia tendrá 10 metros de altura. En el caso del campanil, la altura será de 17 metros.

La gente trabaja avanzando en todas las áreas, sin descuidar ninguna. Y si bien admiten que la obra va más lenta de lo que la gente quisiera, prefieren llevar este ritmo que les permite trabajar sin parar, antes que contratar 40 obreros y tener que parar al mes porque no hay dinero para sueldos o materiales. La mayoría de los trabajadores son de Bermejo y sólo unos pocos vienen de Caucete.

“La obra se hace con donaciones de la gente, de plata o de materiales de construcción que llegan. Tenemos bastante pero falta, en cimientos se puso 400 m3 de hormigón, ladrillones 50.000, y falta todo el cemento para el revoque grueso y fino”, contó Claudio Álvarez, a cargo de la obra.

Sacristía, secretaría, las 4 columnas de entrada, pórtico, las tres puertas de la entrada, nave central y altar mayor, todo está avanzado a la misma altura, y todos los sectores suman 1.100 m2.

 

La fachada de la iglesia mira al Oeste, es decir en sentido contrario a la entrada de la actual capilla, con acceso directo a la calle principal  del pueblo. Pero también tendrá una puerta de ingreso por el Este, que dará directo al oratorio dedicado a San Expedito, con espacio para que le gente pueda rezar, y de allí también acceder al interior de la nave central cuyo techos serán de madera.

 

La forma circular de la pared del fondo del altar central sostendrá una gran cúpula.

Además la iglesia, diseñada por la arquitecta Mariela Pechuán, si bien será enorme para un paraje tan rural como Bermejo, está pensada para que albergue la cantidad de gente que llega de todo el país para la fiesta patronal del santo, el 19 de abril. El diseño es colonial y tendrá colores terrosos y cálidos para que no desentone en el desierto bermejiano.

 

 

Álvarez dijo que esperan terminar la obra en dos años siempre que no se corte el ritmo de trabajo. “La obra tiene muchos detalles y eso llevará mucho tiempo, lleva mucho travertino, terminaciones finas y varios vitrales en la nave central y en los costados. Es una obra que si bien administra la iglesia, es de lo promesantes porque son los que aportan casi todo lo necesario”, aseguró.

Tiempo de San Juan


Related posts