¿Las provincias reabren paritarias?

Los gobiernos provinciales deberán resolver en los próximos días cómo harán frente a un reclamo que viene creciendo en un contexto de caída de recursos. Con paritarias que cerraron alrededor del 15% en la mayoría de los casos y las estimaciones de un costo de vida anual superior al 44% aceleraron los tiempos para volver a discutir en aquellos distritos en donde los oficialismo logró cambiar la cláusula gatillo por la de “revisión”.

Los sindicatos estatales empezaron a presionar a las autoridades en busca que las administraciones cumplan con el compromiso de activar la cláusula de revisión de los acuerdos paritarios en un proceso en que la inflación acumulada a septiembre alcanzaría el 31%, y las reacciones son disimiles.

Mientras discurre entre decidir si cierra el 2018 sin acuerdo con los docentes, la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, analiza cuándo y cómo cita nuevamente al resto de los estatales para rediscutir las paritarias.

“Seguramente vamos a tener una convocatoria, pero aún no hay fecha”, explicó a El Cronista una fuente provincial. Buenos Aires ya había modificado el acuerdo del 15% de aumento adelantando la cuota de septiembre con el sueldo de julio. “Pero ahora se reabría por la cláusula de revisión”.

Mientras los analistas consideran el IPC de septiembre crecerá entre 5% y 7%, una serie de incrementos promete escalar aún más el costo de vida en el décimo mes del año.

Pero mientras en la provincia de Buenos Aires resuelven el camino a seguir, algunas provincias ya señalaron que se encuentran imposibilitadas de cumplir con las cláusulas gatillos o de revisión.

Este es el caso de Córdoba, Santa Cruz y Chubut que ya adelantaron que no podrán afrontar en tiempo y forma la aplicación de la cláusula gatillo sobre los salarios de los empleados públicos. En el caso de la provincia mediterránea las autoridades hicieron referencia a la caída en los ingresos por la merma de la recaudación y, frente a esto, la administración de Juan Schiaretti señala que los ingresos crecen por debajo de la inflación y que, a partir de eso, convoca a los gremios “a fin de analizar las alternativas de aplicación de los restantes incrementos salariales hasta el final del año”.

En el caso de la patagónica Chubut, el Gobierno provincial aún no tiene definido el cronograma de pagos para la administración pública provincial. Tampoco existe certeza si se abonará en tres tramos, como se venía haciendo hasta el momento, o si se podrá acortar a dos y señala que la culpa la tiene el Estado nacional que no le gira los fondos.

Una situación similar alega Alicia Kirchner, la gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner, a la hora de explicar la falta de pagos de los salarios de los estatales. La provincia, que tampoco cerró todavía con los docentes, sólo ofreció 12% de aumento en lo que va del 2018, año en que las consultoras privadas y las estimaciones oficiales señalan que la inflación rondará el 44 por ciento.

Hay un grupo de estados subnacionales que definieron entregar bonos y aplicar “gatillo” directamente a los acuerdos. Entre los primeros se encuentra Río Negro ($ 8.000), Tierra del Fuego ($ 6.000).

Por el lado de los de actualización automática está Mendoza (suma 8,6%), San Juan (4,7%), La Pampa (2,3%), Catamarca (3%) y Santa Fe.

Un tercer grupo lo ocupan provincia como Jujuy donde los gremios están pidiendo la reapertura y aún no tuvieron respuesta y Tucumán que pidió a la legislatura ampliación de gastos para afrontar el reclamo.

Cronista


Related posts