Qué necesita el sector petrolero para crecer

En una nueva edición de Expo EFI, los ejecutivos de algunas de las firmas más relevantes de Energía y Petróleo hablaron sobre los principales desafíos que tienen de cara al futuro, sobre Vaca Muerta, que ya dejó de ser “una novedad”, y sobre cuáles son las principales necesidades para que el sector pueda seguir creciendo. 

En la 5° edición de Expo EFI, llevada adelante en el hotel Hilton Buenos Aires, Teófilo Lacroze, CEO de Shell Argentina; Gustavo Albrecht,  director general de Wintershall; Carlos Ormachea, CEO de Tecpetrol y Daniel Ridelener, gerente general de TGN, participaron del seminario sectorial Energía y Petróleo, organizado por El Cronista Comercial y la revista Apertura.

Durante el encuentro, que fue moderado por Flavio Cannilla, editor general del grupo de revistas Apertura y suplementos, se abordaron temáticas vinculadas a la industria. Entre otros tópicos, se abordó el impacto que tendrán los autos eléctricos para el sector, y que para Lacroze “ya son un hecho”; el acuerdo al que se llegó con los sindicatos petroleros, definido por Albrecht como un “acto de madurez” y hasta se discutió sobre el litio y las consecuencias que este puede generar en la industria. Sumado a esto, los expositores se mostraron optimistas a la hora de hablar sobre futuro del sector y sobre cuáles son los principales desafíos que prevén enfrentar.

El yacimiento Vaca Muerta se llevó buena parte la charla. “Ya no es una novedad”, dijo Ormachea, para luego agregar: “Podemos asegurar que es un recurso casi infinito” e instó a la cadena de valor en su conjunto, así como también a las autoridades, a que tengan confianza en esta afirmación.

 

Con el mismo optimismo se mostró Albrecht, cuando aseguró que desde hace cinco años vienen apostando a Vaca Muerta y que sus resultados técnicos, tanto en gas como en petróleo, son “alentadores”.

Un paso más allá dio Ridelener al destacar: “Vimos el cumplimiento de regularizar al sector, que venía con más de 15 años de atraso”, para luego añadir que, en los últimos meses, la oferta de gas superó a la demanda, y sentenció: “Es muy alentador ver este signo después de más de 15 años”.  Por último, Lacroze destacó que están en plena inversión y admitió: “Todos los resultados son prometedores”.

A la hora de hablar sobre los principales obstáculos para seguir sacándole provecho al yacimiento más importante de shale, Lacroze puso el ojo en la infraestructura (puntualmente en logística, trenes, gaseoductos, oleoductos), así como también en que exista una mayor competencia en los servicios petroleros a lo largo de toda la cadena de valor. En este sentido, Ridelener se encargó de aclarar que, este año, no habrá inversiones en ductos porque “todavía hay capacidad disponible”.

Por su parte, el director general de Wintershall apuntó a la necesidad de que haya una reforma fiscal, “que todavía no se hizo”. Mientras que Ormachea consideró que algunos de los desafíos que siguen en pie para el sector son mejorar la eficiencia y los costos operacionales, así como también desarrollar al mercado.


Artículos Relacionados