Bajó el dólar blue, pero la pulseada cambiaria continuará

El dólar blue bajó y en el Gobierno confían en que los precios se acomoden, aunque creen que solo se ganó algo de tiempo. No hay planes para desdoblar ni devaluar.

Una calma ilusoria. Así se vivió la jornada del lunes en relación al mercado financiero, con una cotización del dólar ilegal (blue) que bajó un 4,73% para cerrar en los 322 pesos y con un contado con liquidación que quedó en los 326 pesos, apenas un 0,10% abajo en relación al viernes de la semana pasada. “Apostaron muy fuerte a una devaluación y no les salió. Entonces, ahora se acomodarán los precios hasta que vuelvan a pulsear”, indicaron a BAE Negocios desde el Gobierno.

Si se ganó algo de tiempo, lo lógico sería que aparezcan medidas que le permitan al Poder Ejecutivo mejorar algunas variables macro. La semana pasada, los exportadores de soja especularon con un “dólar chacarero”. Por ahora esa alternativa quedó descartada. Como alternativa, algunos integrantes del equipo económico ven la posibilidad de que haya un instrumento del mercado de capitales atado al dólar para incentivar una mejor liquidación de divisas. El lunes, las cerealeras aportaron apenas USD100 millones, muy lejos de los 250 millones que le habían prometido al Banco Central. Así y todo, la autoridad monetaria compró USD55 millones.

“No hay ninguna idea de desdoblar o devaluar”, enfatizan desde el Gobierno nacional, casi como un mantra de lo que fue el resultado del último encuentro entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner realizado el sábado al mediodía. Es decir, ese fue el mayor consenso al que pudo llegarse. Las presiones del poder económico continuarán porque, en el fondo, no se registró ningún cambio estructural.

“Los dólares van a encontrar una nueva posición de equilibrio en los próximos días. El problema empieza realmente ahora en relación a los canales de conexión con las variables de la economía real. Primero de todo, cómo se procesa en materia de precios”, explica Sergio Chouza, de la Consultora Sarandí, que a su vez advirtió en su último informe que “si no se reduce la brecha a corto plazo, la economía se paralizará y el país acelerará rumbo a la recesión”. La brecha sigue por arriba del 140% y la inflación de julio con un piso de 7 puntos.

Las reservas terminaron el lunes en los USD39.759 millones, y a pesar de la compra del BCRA por 55 millones, en el mes descendieron 3025 millones (con pago al Fondo incluido). Las cerealeras y agroexportadores siguen sin liquidar al ritmo estipulado, y en los campos hay 30 millones de toneladas de soja almacenadas. El vicepresidente de Coninagro, Elbio Laucirica, sostuvo que en una reunión en el Banco Provincia les ofrecieron “un bono atado al dólar” como incentivo. “Una herramienta financiera podría ser importante, aunque sería muy difícil de implementar para los productores”, explicó durante un reportaje por FM La Patriada.

El titular del BCRAMiguel Pesce, descarta un “dólar chacarero”. Por eso se estudia alguna alternativa vía el mercado de capitales. “Si retienen con el argumento de una devaluación (a la que contribuyen), se les podría dar una cobertura ante la pérdida de ingresos por no ajustar el tipo de cambio. Y si el Estado tiene la certeza de que no habrá una devaluación, las dos partes podrían ganar algo”, explicó a BAE Negocios un consultor con llegada al Poder Ejecutivo.

https://www.baenegocios.com

 

Comparte:

Noticias relacionadas