El Presupuesto 2021 se convirtió en ley y el Gobierno cuenta con su plan económico de pospandemia

La Cámara de Diputados convirtió en ley el proyecto de Presupuesto 2021, que volvió del Senado por cuestiones administrativas, y ahora comenzó a debatir el de Aporte Solidario Extraordinario de las Grandes Fortunas, con el fin de recaudar algo más de 300.000 millones de pesos para destinar a planes productivos y sanitarios.

La sesión -que se estima durará 24 horas- es presidida por el vicepresidente de la cámara baja, Álvaro González (PRO), ya que el titular del cuerpo, Sergio Massa, se encuentra en aislamiento preventivo por haber participado el viernes pasado de una reunión con representantes del FMI, uno de los cuales dio positivo en coronavirus.

El proyecto sancionado contempla para el año próximo una inflación en torno al 29%, un crecimiento de la economía de 5,5% y un déficit fiscal del 4,5%. En tanto, se espera que la divisa estadounidense cierre hacia fin de año a un promedio de $102,4.

El Presupuesto 2021 diseñado por el equipo de Martín Guzmán busca una “estabilización macroeconómica”, a través de la “recuperación económica con un esquema de política fiscal expansiva y un Estado que cumple un rol fundamental para proteger a los sectores más vulnerables, incentivar el mercado interno y potenciar un crecimiento de la producción y de las exportaciones. Ejes esenciales para que nuestro país pueda sostener el crecimiento”.

Además, apunta a la «sostenibilidad fiscal», que según fuentes oficiales, requerirá de esfuerzo consistente para lograr un equilibrio fiscal compatible con un crecimiento inclusivo.

Entre sus objetivos, desde Economía destacan la construcción de un modelo de desarrollo sustentable en términos económicos, sociales y políticos que reúna en simultáneo 5 condiciones estructurales: inclusión, dinamismo, estabilidad, federalismo y soberanía.

Los principales supuestos macroeconómicos del Presupuesto 2021:

  • La ley contempla un déficit primario del 4,5% del Producto Bruto Interno (PBI), una recuperación robusta de los ingresos públicos, y un crecimiento estimado de 5,5 %.
  • Además, prevé que la tasa de inflación se ubique en el orden del 29%, con un dólar en torno a los $ 102, 4 al 31 de diciembre de 2021.
  • Los ingresos públicos mostrarán una recuperación robusta, con un Estado con un rol activo en el proceso de reconstrucción.
  • El gasto primario real crecerá respecto a 2020 sin las erogaciones extraordinarias por COVID-19 (+7,6% i.a. en términos reales) y respecto a 2019 (+10,1% i.a. en términos reales).

Otros de los pilares del Presupuesto 2021 son que contiene prioridades estratégicas como la reactivación productiva, la generación de empleo, el apuntalamiento de las capacidades de innovación de las y los argentinos, el fortalecimiento de la educación y la salud. Pero además, por primera vez en la historia argentina, el Presupuesto incorpora la perspectiva género y diversidad.

Los 6 pilares de la política de inversión pública incluida en el Presupuesto 2021

1 • Infraestructura productiva y social: La infraestructura volverá a ser un motor de la economía, la generación de empleo y la competitividad de las empresas argentinas con un criterio inclusivo y federal. En 2021, se duplicará la inversión real en infraestructura productiva y social respecto a 2019, a partir de una inversión proyectada en $835.000 millones o 2,2% del PBI.

2 • Innovación y Desarrollo: Aumentará en un 160% la inversión real en innovación y desarrollo respecto a 2019, a partir de una inversión proyectada en $187.000 millones o 0,5% del PBI que permitirá sostener el nivel de gasto real extraordinario de 2020.

3 • Salud Pública: Habrá un aumento de un 49% de la inversión real en Salud Pública respecto a 2019, a partir de una inversión proyectada en $199.000 millones o 0,5% del PBI.

4 • Educación y Conectividad: se incrementará en un 11% la inversión real en Educación y Conectividad respecto a 2019, a partir de una inversión proyectada en $483.000 millones o 1,3% del PBI.

 Inclusión social activa: Aumentará en un 49,5% la inversión real en Inclusión Social Activa respecto a 2019, a partir de una inversión proyectada en $270.000 millones o 0,7% del PBI.

6 • Género y diversidad: En 2021, se elevará casi en 1.350% la inversión real en Género y Diversidad respecto a 2019, a partir de una inversión proyectada en $6.205 millones. Destina $1,3 billones a políticas que cierran brechas de desigualdad. Esto es transversal a todos los Ministerios, son 55 políticas de género provenientes de 22 organismos que funcionan en 14 Ministerios.

Ambito.com


Related posts