Más de 100 familias comenzaron a habitar el barrio Valle Grande

«Es gigante. Pasará un buen tiempo para que sepamos qué vecinos tendremos al lado», dijo Noelia Jorquera, que ayer formó parte de las primeras 100 familias que llegaron para habitar el barrio Valle Grande, un mega complejo habitacional de 1.000 viviendas que está en Rawson y que tendrá desde una escuela hasta una comisaría y un Registro Civil.

En medio de un clima de emoción y sorpresa, las familias fueron trasladadas ayer por la mañana desde el asentamiento Villa Santa Ana, hasta el flamante barrio del que entregaron sólo 100 viviendas en esta primera etapa. A esta gente, tal como es costumbre en casos de erradicación de villas, les avisaron un día antes de la mudanza. Por eso, muchos se pasaron la noche en vela programando el traslado.

«Ayer (por el martes) a última hora nos dijeron que nos erradicaban. Sabíamos que lo iban a hacer pero no cuándo», dijo Noelia que es maestra y tiene tres hijos. La mujer, al igual que el resto de las familias que vivían en la villa, estuvieron en ese lugar por más de una década.

La familia Silva llegó a su nueva vivienda hasta con las jaulas de los pájaros. Todavía con sus pertenencias en la vereda de la flamante casa, festejaron el momento.

El barrio es tan grande que los nuevos vecinos quedaron sorprendidos. Los distribuyeron en distintas manzanas. Según la gente por el momento hay no más de dos casas habitadas por manzana. Se estima que al resto de las viviendas las entregarán en los próximos meses.

El traslado que realizó el Gobierno de la provincia se hizo desde el asentamiento Santa Ana, que está en Pocito, hasta el megacomplejo del IPV que está ubicado sobre calle Agustín Gómez y Chacabuco. Esta fue la primera etapa de la entrega. Las casas del asentamiento, tal como ocurrió con otras erradicaciones, comenzaron a ser derribadas para que no vuelvan a habitarse.

El barrio Valle Grande será como una miniciudad. Tendrá escuela, puesto policial, puesto de salud y una oficina del Registro Civil. Por su tamaño es el segundo más grande de la provincia, después del barrio Aramburu. Está emplazado en un terreno de 74 hectáreas, donde estaba la Villa San José, que fue erradicada, y que posibilitó que en octubre del 2014 empezaran los trabajos. Inicialmente no iba a tener cloacas ni gas natural, pero al final se decidió incorporarles esos servicios.

Los sectores
El barrio está dividido en 8 sectores. Incluye viviendas que están destinadas para discapacitados, que tienen el baño y los pasillos internos más grandes para facilitar su desplazamiento. Tienen casi 61 m2. Tienen dos dormitorios, baño, cocina y lavadero.

Los adjudicatarios

Además de los erradicados de villas, el barrio será habitado por los seleccionados por sorteo. Los lotes tienen 350 metros cuadrados. El complejo tiene una avenida principal y tres sectores con sus espacios verdes. En el cuarto están las otras dependencias.

 


Related posts