Obra Ruta 40: En conciliación obligatoria, la UOCRA logró que no despidan a 50 trabajadores

Por el conflicto que tiene lugar con la obra de ensanche de la Ruta 40, la empresa Panedile, que tenía previsto prescindir de 50 obreros más, se comprometió ayer a no echar más gente, al menos por ahora, además de los 152 despedidos hasta el momento. El acuerdo tuvo lugar en el marco de la conciliación obligatoria que fue dictada por la Subsecretaría de Trabajo en un encuentro en la cartera laboral, con la asistencia de representantes de la constructora, de Vialidad Nacional y de UOCRA. En la reunión también surgió la posibilidad, a pedido del gremio, de pagarles a los ya exonerados el 70% de los haberes, además de las indemnización que les corresponde, hasta tanto de resuelva el conflicto.

La reunión de ayer por la tarde fue a pedido de la UOCRA en medio del conflicto que se ha generado entre la constructora y Vialidad Nacional. Es porque Panedile aduce que desde el organismo nacional le deben al menos 70 millones de pesos, que corresponden a certificaciones de obras por trabajos realizados desde enero pasado. Y que encima, no puede avanzar con los trabajos porque Vialidad Nacional no ha apurado las expropiaciones de 69 propiedades en la zona y “nosotros no podemos construir sobre el terreno de un privado”, según dijo Hugo Dragonetti, titular de la empresa, en declaraciones a Radio Sarmiento.

El problema se ha complicado porque la obra estuvo bajo la órbita del Gobierno provincial, pero al igual que ha sucedido con otras (ver aparte), pasó a manos de Vialidad Nacional. En el interín Panedile adujo el tema de las expropiaciones y la falta de pago por obras hechas. Pero ya la gerente regional de Vialidad Nacional, Patricia Gutiérrez, explicó que la firma ha tenido una actitud “caprichosa” por no aceptar que la obra pase de la órbita provincial a la nacional, lo que ha impedido el pago de los trabajos hasta la fecha. E incluso Javier Iguacel, titular de Vialidad, dijo en declaraciones radiales que “con respecto a lo que está pasando, y para dejarlo en claro, estamos cansados en Argentina de los empresarios mafiosos”.

 

El reclamo

Presupuesto

La obra de la Ruta 40 tuvo un presupuesto inicial de 540 millones de pesos, pero ahora Panedile reclama 70 millones que corresponderían a los trabajos realizados desde enero de este año hasta ahora, justo luego del traspaso a Vialidad Nacional. 

Fue en medio de esta pelea que se conoció dos semanas atrás que Panedile había empezado a despedir gente, que generó el reclamo del gremio y la solicitud de intervención de Trabajo, con Roberto Correa Esbry a la cabeza. El funcionario convocó para ayer a una conciliación voluntaria, que sobre la marcha se convirtió en obligatoria para “garantizar de manera efectiva la continuidad laboral de los puestos de trabajo”.

La conciliación obligatoria significa en la práctica que Panedile se deberá abstener de realizar nuevos despidos, porque en caso contrario será sancionada. Y la UOCRA no puede tomar medidas que entorpezcan la marcha de los trabajos. Todo esto mientras duren las negociaciones, que continuarán en una nueva audiencia prevista para el jueves 10, a las 10. En ese nuevo encuentro Panedile deberá responder si accede o no a pagar el 70% de los sueldos de los despedidos hasta ahora.

En el encuentro participaron Eduardo Raviolo, Carlos Riveros, Guillermo González y Víctor Ale por Panedile, el secretario adjunto de la UOCRA, Ramón Tovares, y el apoderado de Vialidad Nacional, Carlos Blanco.

El ensanche de la Ruta 40, entre calles 5 y 8, es una obra nacional que comenzó en abril de 2016 por un pedido de la provincia, ya que era muy necesaria para favorecer el tránsito hacia y desde el Estadio del Bicentenario. Hasta diciembre del año pasado estuvo en manos del Gobierno local pero, por decisión de la administración macrista, fue transferida a la órbita de Vialidad y ahí empezaron los problemas. Es que el organismo nacional no ha querido reconocer algunos gastos en los que ha incurrido la empresa, por ejemplo con las tareas previas a la expropiación. Y con la demora, porque en Panedile dicen que como los terrenos linderos no han sido tomados por el Estado Nacional no pueden avanzar, decidieron despedir gente, 152 obreros hasta ahora.

Dragonetti dijo que el tema de la obra se ha “politizado” porque incluso hubo un acto en el sector y que estima que recién podría encontrarse una solución cuando pasen las primarias. Incluso dijo que si no le reconocen la deuda, no descartó pedir la “rescisión del contrato”.

 

Las transferencias

El ensanche de la Ruta 40, en las inmediaciones del Estadio del Bicentenario, no es la única obra transferida a la órbita de Vialidad Nacional. También están la pavimentación de la Ruta 150, entre la localidad de Las Flores y Peñasquito y otras cuatro obras.

Una es el Acceso Norte, que corresponden a seis kilómetros desde la avenida de Circunvalación hasta el puente sobre el río San Juan, en el ingreso a Albardón. La otra son los cinco kilómetros de mejoras y pavimentación sobre la Ruta 149, comprendidos entre la localidad de Barreal y Sorocayense, en Calingasta.

A estos trabajos hay que sumarles el acuerdo entre las administraciones nacional y provincial en el que figura la construcción de alambrados en dos tramos la Ruta 141 hacia La Rioja y la misma cantidad de secciones sobre la Ruta 20, pero hacia el límite con San Luis.

Diario de Cuyo

Comparte:

Noticias relacionadas